El corazón junto con los vasos sanguíneos se conoce como el sistema circulatorio. Con cada latido del corazón, la sangre rica en oxígeno se bombea a través de las arterias a todo el cuerpo. Pequeños capilares situados en los tejidos permiten que el oxígeno se libere, para poder ser usado por las células.

Las venas de transportan la sangre sin oxigeno de vuelta al corazón, lista para ser bombeada a los pulmones para recibir más oxígeno. Las venas requieren mecanismos especiales para garantizar que la sangre fluya en contra de la fuerza de la gravedad  y no hacia atrás.

Las varices se producen con mayor frecuencia en las piernas y los muslos. Una persona con venas varicosas las puede ver perfectamente en sus piernas, pero estas venas distendidas también puede causar dolor, picazón y piernas cansadas, calambres musculares o tobillos hinchados.

Las mujeres son más propensas que los hombres a desarrollar varices y las personas con antecedentes familiares de la enfermedad tienen mayor riesgo.

Factores de riesgo de aparición de varices

Pasar de pie o sentado largos períodos de tiempo aumenta la fuerza de la gravedad en las piernas por lo que es otro factor de riesgo. Quienes han tenido una trombosis venosa profunda ( coágulo de sangre en las venas profundas de la pierna ) son muy propensos a desarrollar venas varicosas , como parte de lo que es conoce como "síndrome post- trombótico ".

Los zapatos de tacón alto cambian la función muscular en la pierna y siempre se ha creído, de forma incorrecta, que eran una causa de la aparición de varices. La actividad muscular de la pantorrilla se incrementa en realidad al caminar con zapatos de tacón alto y esto disminuye la presión en las venas de las piernas.

Las varices pueden llevar a problemas más graves y es importante acudir al médico de cabecera en caso de que aparezcan hematomas, cambios en la piel, un coágulo sospechoso (trombosis ), o una herida en la piel que no se cura (úlcera).

Como prevenir la aparición de varices

  1. Camine regularmente para mejorar la circulación de la sangre en las piernas y reducir la presión dentro de las venas.
  2. Haga ejercicios de pies y piernas si estas sentado durante largos períodos de tiempo. Levantar los talones a cambiar la presión sobre los dedos de los pies, por ejemplo, o girar los pies y los tobillos ayuda a la circulación de las piernas.
  3. Evite estar de pie sin moverse, pues el movimiento ayuda a la circulación de retorno de las venas.
  4. Poner los pies en alto al sentarse para reducir la presión en las venas de las piernas y reducir la hinchazón de los tobillos.
  5. Considera el uso de medias o calcetines de compresión ligera, ya que reducen la presión en el interior venas y puede mejorar las piernas doloridas.
  6. La obesidad aumenta la presión dentro de las venas de las piernas por ello es importante mantenerse dentro de un peso saludable.
  7. Una alimentación saludable que incluya alimentos ricos en fibra, evitará el estreñimiento, ya que al esfuerzo durante las evacuaciones puede empeorar las varices.

 

The picture is licensed under the Creative CommonsAttribution-Share Alike 2.5 Generic license.  Attribution: Jackerhack