Después de la menopausia, la actividad de una enzima concreta que participa en la producción de grasa, llamada ALDH1A1 (Aldehído deshidrogenasa familia 1, miembro A1), aumenta, según los investigadores.

La enzima se encuentra en los ratones, así como en los humanos. Durante el estudio, las hembras de ratón que consumieron una dieta rica en grasas tenían una mayor actividad de la enzima ALDH1A1 lo que propició que se almacenara más grasa visceral (grasa alrededor del abdomen) que en los ratones machos que consumieron la misma dieta rica en grasas.

Por el contrario, las hembras de ratón no acumularon esta grasa abdominal, pese a la dieta rica en grasas, cuando eran modificadas genéticamente para que carecieran de esta enzima.

Los estrógenos, un conjunto de hormonas femeninas producidas por los ovarios,  parecen suprimir la actividad de la ALDH1A1. Esto podría sugerir que las mujeres más jóvenes, que poseen altos niveles de estrógenos, están protegidos contra los efectos nocivos de esta enzima. Pero después de la menopausia, los niveles de estrógenos disminuyen, causando un incremento de la actividad de la ALDH1A1, haciendo que las mujeres sean más vulnerables al aumento de peso.

Según afirma Ouliana Ziouzenkova, profesora asistente de nutrición humana en la Universidad Estatal de Ohio, teniendo como objetivo la ALDH1A1, los investigadores podrían ser capaces de desarrollar un tratamiento contra la obesidad específicamente para las mujeres. Sin embargo, este tipo de tratamiento es poco probable en un futuro próximo.

Debido a que el estudio se ha llevado a cabo en ratones, los investigadores tendrían que demostrar que los resultados son aplicables a los seres humanos. Además, la ALDH1A1 interviene de forma decisiva en otras funciones del cuerpo, además de la formación de grasa, por  lo que los investigadores deberían crear una terapia que no eliminara completamente la enzima, concluyó Ziouzenkova.

Fuente original: “Ouliana Ziouzenkova Finds Link Between Estrogen Level and Increased Abdominal Fat in Females”


La imagen ha sido liberada al dominio público por su creador y poseedor del copyright.  Como agradecimiento incluimos un enlace a la página del autor: http://www.ebi.ac.uk/