La agencia emitió una advertencia de "Nivel 3" para viajar  a Guinea, Liberia y Sierra Leona, lo que significa que se deben evitar viajes no esenciales a estos países.

Parte de la razón de la advertencia es la preocupación de que, si los viajeros necesitan ir a un hospital en estos países, las instalaciones están tan saturadas desde que se desencadeno la epidemia, que los viajeros podrían estar en riesgo de exposición al Ébola, según el Dr. Tom Frieden , director del CDC.

La agencia informó también de que estaba ampliando su respuesta al brote de Ébola enviando otros 50 especialistas de la CDC a la región. Estos expertos ayudarán en los análisis de laboratorio por lo que las pruebas de Ébola se agilizarán notablemente, además participarán en otra serie de tareas para controlar el brote.

El CDC también está ayudando en los controles de los aeropuertos para impedir que las personas enfermas puedan viajar fuera de esas regiones.

Hasta ahora, el virus Ébola, que apareció por primera vez en la región en diciembre de 2013, ha infectado a más de 1.300 personas en Guinea, Sierra Leona y Liberia, de las cuales al menos 729 han muerto, según la Organización Mundial de la Salud.

A principios de semana, la CDC emitió una alerta al personal sanitario, aconsejándoles que estuvieran  alerta ante cualquier paciente que mostrara signos de Ébola. Los médicos deben considerar el Ébola como un posible diagnóstico en personas con fiebre u otra enfermedad grave, si han viajado a Guinea, Liberia y Sierra Leona en las últimas tres semanas.

«Ebola virus particles» por Thomas W. Geisbert, Boston University School of Medicine - PLoS Pathogens, November 2008direct link to the image description page doi:10.1371/journal.ppat.1000225. Disponible bajo la licencia CC BY 2.5 vía Wikimedia Commons.