En la semana del 20 al 26 de diciembre último, el ministerio de Sanidad y Política Social contabilizó 15 fallecimientos como consecuencia de este virus, aunque verificó un descenso en el número de nuevos infectados.

Un comunicado del ministerio dirigido por Trinidad Jiménez precisó que las autoridades de salud no seguirán ofreciendo su habitual parte semanal sobre la evolución de la gripe, debido al descenso acusado y continuado en los casos.

El ministerio de Sanidad español reiteró que la práctica totalidad de los enfermos cursan con un cuadro leve y responden a los tratamientos convencionales.

Al cierre de la cuarta semana de diciembre, la tasa de letalidad es de 0,21 fallecidos por cada mil afectados por la gripe A (H1N1).