¿Por qué algunas personas tienen pesadillas mientras que otros pasan la noche en la más absoluta felicidad?

Aquí os dejo algunas de las cosas que conocemos acerca de lo que sucede en los sueños.

Los sueños violentos puede ser una señal de advertencia

Como si las pesadillas no fuera  lo suficientemente desagradables, un trastorno del sueño poco común,  conocido como trastorno de la conducta del sueño REM, hace que las personas escenifiquen sus sueños, con violentos golpes, patadas y gritos. Estos sueños violentos puede ser un signo temprano de trastornos cerebrales, incluyendo la enfermedad de Parkinson y la demencia, según un estudio publicado el 28 de julio 2010, en la revista Neurology.

Los resultados sugieren que las etapas incipientes de estos trastornos neurodegenerativos pueden comenzar décadas antes de que la persona, o el médico, se den cuenta.

Los noctámbulos tienen más pesadillas

Quedarse levantado hasta bien tarde tiene sus ventajas, pero tener sueños extraños no es una de ellas. La investigación publicada en 2011 en la revista Sleep, sobre los ritmos biológicos, reveló que los noctámbulos son más propensos que los madrugadores a tener pesadillas.

Entre las posibles explicaciones a este fenómeno esta la hormona del estrés conocida como cortisol, que tiene su pico máximo por la mañana justo antes de despertar, momento en que las personas son más propensas a estar en la fase REM del sueño. Si todavía se está durmiendo en ese momento, el aumento de cortisol podría desencadenar sueños extraños o pesadillas, aunque esta explicación no sea más que una mera especulación.

Los hombres sueñan con sexo

Igual que cuando están despiertos, los hombres también sueñan con el sexo más que las mujeres.

Realmente los sueños de las mujeres, según la investigadora Jennie Parker de la  University of the West of England, pueden ser agrupados en tres sencillas categorías: los sueños de miedo (persecuciones o tener la vida amenazada), sueños que implican la pérdida de un ser querido o sueños confusos.

Puedes controlar tus sueños

Jayne Gackenbach, psicólogo de la Universidad Grant MacEwan en Canadá. ha demostrado que las personas que juegan con frecuencia a videojuegos son más propensos que los no jugadores a tener sueños lúcidos en los que se ven desde fuera de su cuerpo y que además son más capaces de controlar sus mundos de ensueño, como si se tratara de un videojuego.

Ese nivel de control también puede ayudar a los jugadores a convertir una pesadilla escalofriante en un sueño placentero. Esta capacidad podría ayudar a las personas que sufren de trastorno de estrés post-traumático (PTSD).

¿Por qué soñamos?

Los científicos se han preguntado desde siempre por qué soñamos, con respuestas que van desde la idea de Sigmund Freud en la que los sueños cumplen nuestros deseos,  a la especulación de que estos “viajes mágicos” son sólo un efecto secundario del rápido movimiento de los ojos (REM).

Deirdre Barret, psicólogo de Harvard, afirma que las horas dormidas nos puede ayudar a resolver los problemas que se nos han ido planteando durante todo el día. Los aspectos visuales e ilógicos de los sueños a menudo los hacen perfectos para conseguir una visión "desde fuera"  necesaria para resolver algunos problemas.

Así, mientras que los sueños pueden haber surgido originalmente con algún otro propósito, probablemente se han ido perfeccionando con el tiempo para múltiples tareas, como ayudar a "resetear" el cerebro o resolver los problemas.